sábado, 3 de octubre de 2009

porque a mi

Por que, porque porque, siempre tengo que salir con el corazón roto, porque siempre que amo a alguien termina haciéndome daño, porque no se me quita lo estupido, mil y una vez me ha pasado lo mismo, porque a mi, que demonios he hecho yo para merecer lo que me pasa, porque siempre que confio en alguien termina decepcionándome y haciéndome sufrir, porque a mi, porque, que alguien me diga, antes de que termine de consumirme la amargura, antes de que pierda la fe en la humanidad, antes de que pierda la capacidad de amar, porque a mi, porque, si yo siempre lo he dado todo sin medidas, amor, cariño, comprensión, afecto y apoyo incondicional, porque siempre tengo que salir herido.

Es verdad que muchas veces he pensado en dar ese ultimo salto, de acabar con todo, dejar de sufrir de una vez por todas, dejar de sentir este sabor amargo que me deja siempre la vida, ni amor ni amistad, todo se me ha negado en esta vida, y la verdad no le veo el caso seguir con esta farsa que he llamado vida todo este tiempo, ya me canse de ser el ángel salvador de todos y que nadie me salve a mi, ya me canse de terminar con las alas rotas y con el corazón herido, ya estoy muy cansado de la misma rutina, ya espero con ansia el día en que deje por fin de respirar.

Cuando, esa es la pregunta, cuando me va a tocar a mi ser feliz, cuando por fin voy a ser yo el rescatado y no el salvador, cuando me tocara sentir el amor como debe de ser, cuando encontrare a un amigo de verdad que confíe en mi y en quien pueda confiar y que no me traicione que no me use y me tire cuando ya no me necesite, alguien en quien pueda apoyar todo el peso que cargo sobre mis hombros.

Parece que la vida me condena a la soledad, y creo que estoy comenzando a aceptar esa realidad…

No hay comentarios: